Papel higiénico: curiosidades e historia

por | 30 noviembre, 2021

Para conocer el origen del papel higiénico hay que remontar hasta el Antiguo Egipto, donde se escribía sobre papiro (de donde proviene la palabra papel), el cual, se obtenía a partir del tallo de una planta muy abundante en las riberas del río Nilo (Cyperus papyrus). En Europa, durante la Edad Media, se utilizó el pergamino que consistía en pieles de cabra o de carnero curtidas, preparadas para recibir la tinta, que por desgracia era bastante costoso, lo que ocasionó que a partir del siglo VIII se popularizara la infausta costumbre de borrar los textos de los pergaminos para reescribir sobre ellos (dando lugar a los palimpsestos) perdiéndose de esta manera una cantidad inestimable de obras.

Formatos del papel

En el mundo de la limpieza, el papel tiene una vital importancia, pues se usa como papel secamanos en sus formatos papel mecha o papel mini mecha (también llamado Cheminé), entrelazado o papel Zig Zag, como papel higiénico o en formato de rollos de papel industrial.

El papel es una delgada hoja elaborada mediante pasta de fibras vegetales que son molidas, blanqueadas, desleídas en agua, secadas y endurecidas posteriormente; a la pulpa de celulosa, normalmente, se le añaden sustancias como el polipropileno o el polietileno con el fin de proporcionar diversas características. Las fibras están aglutinadas mediante enlaces por puente de hidrógeno. También se denomina papelhoja o folio a su forma más común como lámina delgada.

El papel tissue es papel de bajo gramaje, suave, a menudo ligeramente crespado en seco, compuesto predominantemente de fibras naturales, de pasta química virgen o reciclada, a veces mezclada con pasta de alto rendimiento (químico-mecánicas). Es tan delgado que difícilmente se usa en una simple capa. Dependiendo de los requerimientos, se suelen combinar dos o más capas. Se caracteriza por su buena flexibilidad, suavidad superficial, baja densidad y alta capacidad para absorber líquidos. Se usan para fines higiénicos y domésticos, tales como pañuelos, servilletas, toallas y productos absorbentes similares que se desintegran en agua.

Materia prima del papel

La materia prima más común es la pulpa de celulosa, proveniente de madera de árboles, principalmente pinos, por su precio y la calidad de su fibra (muy larga), y eucaliptos, pues es muy barata y resistente. También se utilizan otros materiales, como el algodón y el cáñamo. Los tipos de papel obtenido pueden ser los siguientes:

Papel reciclado. Basado en materia prima de origen reciclado. Es obtenido en su mayor parte de los sobrantes de edición, de las recogidas selectivas, etc. Es un papel de menos calidad y eficiencia, suele ser más fino y se deshace fácilmente al secar las manos pero es más barato por contener menos materia prima vírgen.

Papel 100% pasta virgen. Basada en 100% pulpa de celulosa. Es un papel secamanos más resistente y efectivo. Cuando el usuario se seca las manos no se rompe ni deja restos, además dada su eficiencia, es necesario menos cantidad para un correcto secado.

Papel gofrado. Puede ser reciclado o virgen, se suele aplicar un relieve que aporta flexibilidad y suavidad sobre el original. Este tipo de papel es muy empleado para el papel higiénico.

Nº de capas. El papel puede estar compuesto de 1 capa o 2 capas diferenciando así el coste y la calidad del mismo.

¿Cómo comparar el papel higiénico?

Para comparar el papel no hay que basarse sólo en el precio y el número de metros ya que éstos puede variar si es gofrado, simple o doble capa, etc. Normalmente para comparar el papel nos basamos en el peso de la bovina y en la calidad (1 o 2 capas, reciclado o pasta virgen) más que en la longitud.

Otro dato importante a tener en cuenta a la hora de comparar es el tamaño del canuto. Esto es importante si dispones de un dispensador de papel higiénico para baños públicos, hospitales, restauración, etc. Deberás tener cuidado ya que no todos los canutos encajan en cualquier dispensador.

¿Dónde comprar papel higiénico a buen precio?

En nuestra sección Celulosa encontrarás gran variedad de papel higiénico para grandes empresas o colectividades. Desde papel higiénico gofrado, liso, con precorte o sin precorte.

Servimos fardos de 12, 18, 42, 60 o 108 rollos de papel higiénico para que puedas elegir el que mejor se adapte a tu necesidad.